sábado, 22 de noviembre de 2014

Foto de Tapa: "Este Corazón Delata Dolor" (Telmo 1 - Flandria 3)

Soñábamos con una tapa con vuelta olímpica, pero no pudo ser. Ahora un difícil reducido.
San Telmo perdió por 3-1 la final por el ascenso directo de la Zona "B" del Torneo Inserción 2014 y de esta manera quedó en el 2º puesto debiendo jugar las Semifinales versus Dock Sud.
Flandria se consagró campeón de la Zona y acompaña a Defensores de Belgrano, ambos recuperaron la divisional en apenas seis meses.
Ponerse a escribir sobre un partido en el que San Telmo perdió una final es difícil, caemos en la frase común, "las finales se ganan no se merecen" y no se analizan. Lo cierto es que el Candombero llegó a este partido luego de perder dos posibilidades con cuatro unidades de ventaja, le dio la posibilidad a Flandria de jugar este partido, y pese a haberle ganado las dos veces en el torneo, hoy perdió y se esfumó el sueño del ascenso directo.
De poco sirve decir que la defensa del equipo de Jáuregui hizo agua por todos lados en el primer tiempo y que a San Telmo le faltó audacia para irse en ganador en ese primer tiempo donde Ricardo Segundo contó con la jugada más clara, tras un error de Mussón, quiso sorprender por arriba al arquero Griffo, quién en gran reacción y a contrapierna envió el balón al corner.
La movilidad de Galeano y las subidas permanentes de Ruano no alcanzaron para demostrar en el resultado esa supremacía.
Flandria se puso en ganancia en el primer minuto del complemento, pero San Telmo reacciónó rápido e igualó con tanto de Galeano -de penal-. El Candombero tuvo diez minutos de dominio total en busca de la victoria y lo tuvo Segundo, mano a mano con Griffo, pero el delantero remató suave y le permitió al arquero lucirse con la punta de los dedos enviando al corner. Increíble oportunidad desperdiciada.
El Pato Franzoni hizo un cambio que sorprendió: en el mejor momento del equipo, sacó a Acevedo y colocó a Aguirre. Un rato después el Canario volvió al gol porque la enorme experiencia de Montenegro marcó la diferencia en el ataque de ambos equipos. El "Lobo", volvió a amargar a Telmo como en el desempate de 2009 cuando nos marcara tres tantos. Esta vez anticipó a Hernán González y puso el 2-1. Faltaban 15 minutos, llegó la desesperación, el pibe Splivalo a la cancha en lugar de Leiva, pero para entonces la defensa de Flandria ya no mostraba grietas y a cinco minutos del final Costa puso de lapidario 3-1. Ascenso para Flandria y mazazo para el Candombero que saboreaba el ascenso directo y lo rifó. 
El destino nos cruza en semifinales justo contra Dock Sud. El eterno rival, un clásico de toda la vida, distinto, diferente por todas las cosas feas que pasaron recientemente, esperemos que sea en paz y que el Candombero logre reponerse de este golpe y mantener la ilusión del ascenso.

1 comentario:

  1. No entendí el primer cambio. Los teníamos en un arco desde el 0-1 y hasta ese momento. Puedo darme cuenta que la idea fue poner un volante por derecha para mandar de punta a Galeano, que estaba enloqueciendo a los defensores de Flandria. Pero lo real es que de ahí en más, perdimos el dominio.
    Y es obvio que Franzoni entiende de fútbol mucho más que yo, pero la sensación es que lo perdemos por no animarnos. Igual que en Adrogué, jugando con un solo punta durante 50 minutos.
    Ahora, al reducido. Lo "bueno" del rival es que un clásico motiva de por si. Y a este plantel hay que levantarlo desde lo anímico, porque desde lo futbolístico no es necesario: no son menos que nadie. Este equipo es bueno, y mereció mucho más, aunque pecó en no definirlo. Pero es mejor que Flandria, y creo que también que los otros 3 equipos del reducido.

    ResponderEliminar